Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 2 de septiembre de 2008

Nuestros amigos los kilovatios

¿Qué es un kilovatio? Es algo de malas

Un kilovatio es un ser más bien de malas. Es una de las más poderosas y versátiles manifestaciones de la naturaleza asociadas con la energía, pero nadie lo puede ver y si alguien lo toca, se encalambra. La imagen más cercana de un kilovatio, kW, nos la da un bombillo eléctrico que en la punta dice 100 W, o sea cien vatios. Como un kilovatio son mil vatios, entonces un kilovatio es igual a diez bombillos de esos. ¿Igual?, más bien equivalente. Un kilovatio es una manifestación energética que tiene la capacidad potencial de hacer un trabajo, si se le pone a funcionar. Técnicamente, el kilovatio es una unidad de potencia o de capacidad para hacer un trabajo.

Así las cosas, ¿qué es un kilovatio hora?, que se escribe kWh. Ojo, no es un kilovatio por hora, que se escribiría kW/h. Es el trabajo o energía que fluye cuando un kilovatio trabaja durante una hora continua. Por ejemplo, si nuestro bombillo de 100 vatios permanece encendido durante diez horas consume un kilovatio hora. Esa energía o trabajo se manifiesta en forma de luz en el bombillo, de calor en la cocina, de sonido en un radio, de fuerza en un motor…

Una vez me tocó “sentir” un kilovatio hora: estuve ciento ochenta segundos parado frente a un tablero que contenía doscientos bombillos encendidos, de 100 vatios cada uno. Si hacen la cuenta, se darán cuenta de que los doscientos bombillos de mi cuento emitieron luz y calor equivalentes a un kilovatio hora. La sensación de luminosidad y de temperatura con que terminé me dio la experiencia de sentir un kilovatio hora. ¡Y de verdad que un kilovatio hora se siente bastante!

A los usuarios residenciales, las Empresas Públicas de Medellín nos cobran $243 por un kilovatio hora. Entonces, tener encendido un bombillo de 100 W durante una hora nos cuesta $24; un televisor de 150 W, $36; un computador de 150 W, $36; una lavadora de 375 W, $91; una nevera de 600 W, $146; una parrilla de 850 W, $207; un horno pequeño de 950 W, $231; una plancha de 1.200 W, $292; un horno de microondas de 1.200 W, $292; una secadora de ropas de 5.600 W, $1.361.

Ese precio de $243 por kWh está compuesto por el valor de producción de la electricidad ($88), transporte ($20), distribución ($82), comercialización ($27), pérdidas ($18) y restricciones ($8).

Los kilovatios y los kilovatios hora que en Colombia hay

Colombia hoy tiene instalados unos trece millones trescientos cincuenta mil kilovatios de potencia, pero solamente demanda unos nueve millones quinientos cincuenta mil kilovatios. Los demás constituyen la reserva del sistema o son el producto de malas inversiones en centrales (sobre instalación de máquinas generadoras). O sea que el consumo de potencia de Colombia alcanzaría a mantener encendidos noventa y cinco millones y pico de bombillos de 100 W permanentemente.
Una central eléctrica es una fábrica de kilovatios. Un kilovatio de electricidad se fabrica en un generador, que son un grupo de circuitos que giran a alta velocidad dentro de un campo magnético. La fuerza para mantener el generador girando la da una turbina. La turbina, finalmente, la mueve un chorro de vapor de agua, producido dentro de una gran caldera mediante el calor de carbón, gas o diesel, éstas se llaman centrales térmicas. También el generador se puede mover por un chorro de agua que cae desde lo alto de una montaña, éstas se llaman centrales hidráulicas. Muchos de nosotros hemos sentido la fuerza sobre nuestros hombros producida por un chorro vertical de agua en caída libre en el charco de una quebrada. Esa fuerza es la que mueve una turbina.

La empresa generadora más grande de Colombia es EMGESA, de Bogotá, con 2.788.000 kilovatios. La siguen las Empresas Públicas de Medellín, con 2.593.000 kilovatios e Isagén, con 2.282.000 kilovatios. Como ya empiezan a aparecer muchos ceros, se cambia la unidad de medida por el megavatio, MW, que es igual a mil kilovatios. Así, las cifras de estas tres empresas quedan en su orden 2.788 MW, 2.593 MW y 2.282 MW, respectivamente. El consumo de Colombia es equivalente a 9.550 MW y su capacidad de producción, 13.300 MW.

Las centrales hidroeléctricas actuales más grandes de Colombia son San Carlos, 1.240 MW, Guavio, 1.213 MW y Chivor, 1.000 MW. Dentro de poco empezará a construirse Pescadero Ituango, 2.400 MW, que será la mayor. La más grande de EPM es Guatapé, de 560 MW y está en construcción Porce 3, que tendrá 660 MW. La central más grande del mundo es Las Tres Gargantas, en China, que tendrá 22.500 MW, o sea más del doble del consumo de potencia de Colombia. Y la más grande de América es Itaipú, binacional de Brasil y Paraguay, con 12.600 MW, un poco mayor que el consumo colombiano.

Hasta aquí hemos hablado de potencia. En energía, Colombia consume cincuenta y tres mil cuatrocientos millones de kilovatios hora en un año. También para ahorrar ceros, se convierte a la unidad del gigavatio hora, que se escribe GWh y equivale a un millón de kilovatios hora. Es decir, la demanda anual de Colombia son 53.400 GWh. La mayor parte de esto corresponde a las viviendas, que consumen en total 20.700 GWh / año. Las industrias, 18.500 GWh / año. El comercio, 10.400 GWh / año.


Luis Fernando Múnera López
Agosto de 2008