Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

jueves, 20 de agosto de 2009

Vista de lince 78

Seguridad industrial



En la foto se ven dos personas de una cuadrilla que se dedica a los trabajos de redes telefónicas. En lo alto de la escalera hay un señor que tiene protegida la cabeza contra los golpes accidentales y que está asegurado al poste mediante un cinturón de seguridad, su compañera en el suelo se pasea debajo de él sin la cabeza protegida. Pueda ser que al de arriba no se le caiga el alicate.

Suspicacia (sólo para electricistas)



Iba yo por una de esas calles de Envigado y el trabajo mostrado en la foto me llamó la atención. Y lo que más me llamó la atención fue el tubo que une los compartimentos de protecciones de las dos cajas de contadores. Analicé qué pudo estar pensando el trabajador cuando lo puso.

Ah, se me iluminó el intelecto. El hombre se está economizando una toma de tierra porque hace la toma cerca del contador de la izquierda, sube el cable de tierra por el tubo que llega al compartimento de protecciones del contador de la izquierda y de allí conecta al compartimento de protecciones del contador de la derecha. No justifico la “chichigua” que se esté ganado por ello, pero de todas maneras él sabe que eso así le va a funcionar bien y sin peligro para la vida de las personas que ocupen los locales o para sus aparatos consumidores de energía, aunque la norma diga que cada instalación debe tener su toma de tierra.

La energía de la empresa suministradora sube hasta el compartimento superior de cada caja y allí es mediad luego baja al compartimento de protecciones y regresa para subir a cada local. Una observación detenida de la foto le da al lego el camino que describo.

Pero veamos una variante. Resulta que el dueño del local les alquila a dos personas A y B. A toma el local al que pertenece el contador de la izquierda, y B, el de la derecha. Algún día B se da cuenta (los vivos se dan cuenta de todo) de esa interconexión, hasta ahora inocente, Aprovechando unas vacaciones de A o en complicidad con la noche, le mete dos alambritos adicionales al tubo y no sólo queda con una toma de tierra interconectada, sino que conecta energía de la que se convierte en pesos que se ahorra B a costillas de A.

Si algún día se descubre el pastel. Pues B se sale sin ella con un “hombre, qué pena yo no me había dado cuenta de eso, cuando yo me pasé debió estar así porque yo nunca he abierto ese compartimento”.

Lo que parece una suspicacia de don Abel ha ocurrido en la realidad. Yo lo he visto en mi ejercicio profesional.

Una tilde



Le sobró una tilde a ese servicio de Carrefour. Adicionalmente, están sobrando las comillas del nombre Las Vegas.

2 comentarios:

Felipe Chavez G. dijo...

Entonces ¿será que la palabra casco tiene que ver con coscorrón?

Abel Méndez dijo...

Pues, hombre don Chávez, si yo fuera el jefe de esa cuadrilla le daría un coscorron a la chica para que no olvide el casco.

A proósito, ahora que fuia ver el significado de la palabra coscorrón, caigo en la cuenta de que muchos dice: "me dieron un coscorrón en la cabeza". Pues se lo dieron dos veces porque coscorrón es un golpe en la cabeza dado con los nudillos de los dedos.